“Los que más persiguen a los gays en la Iglesia son gays reprimidos”

12/07/13. “Los que más persiguen a los gays en la Iglesia son gays reprimidos”, según James Alison, sacerdote y teólogo. Es Doctor en Teología por la facultad de los Jesuitas en Belo Horizonte, Brasil. Ha trabajado en diferentes países lationoamericanos, así como en EEUU o el Reino Unido.

James Alison

James Alison

“La cuestión gay no creo que sea algo sumamente difícil de aceptar por los fieles católicos, sino por el estamento clerical católico”. Es otra de las ideas de Alison, definido como “el sacerdote católico que trata de buscar desde la teología salidas a todo tipo de amor, incluído el amor gay”.

Ideas que Alison expone en la interesante entrevista que publica la web “Religión Digital. Información Religiosa de España y el mundo”, coincidiendo con la estancia del especial teólogo en España para ofrecer una conferencia.En esta entrevista, Alison explica la razón por la que la Iglesia define la homosexualidad como un desorden objetivo. Es debido a que “en el momento en que se reconoce que una relación entre dos personas del mismo sexo puede ser buena, se reconoce la posibilidad de que haya actos sexuales de por sí no abiertos a la procreación, y con eso cae toda la moral sexual tradicional“, señala Alison.

Respecto a la aceptación de los fieles católicos hacia la homosexualidad, argumenta durante la entrevista que, “por lo que se ha visto en sondeos realizados a nivel mundial, en los países de mayoría católica el porcentaje de población católica que percibe con buenos ojos la normalidad de sus amigos o parientes gays es hasta mayor que el promedio de la sociedad”.

Es más, Alison asegura en la entrevista ofrecida a “Religión Digital”, que en España lo hemos experimentado: “ustedes mismos lo han visto aquí en su país, que aprobó la ley de matrimonio igualitario, y si me acuerdo bien un 60 o 70% de la población estaba perfectamente tranquila con esto. En cambio, los obispos no, y ahí está el problema. A diferencia de otras cuestiones de tipo moral como el aborto, por ejemplo, en torno a la cuestión gay el pueblo no está alineado con los obispos.

Y a la pregunta típica de si el homosexual nace o se hace, está convencido de que es más bien de nacimiento:”lo más probable es que sea una cuestión intrauterina, aunque las investigaciones sobre este tema aún están comenzando (porque hará tan sólo 30 o 40 años desde que se pudo comenzar a investigar esta cuestión sin que se tratase como moralista). Pero los avances en la neurociencia apuntan a que nadie que no fuera gay al nacer se va a hacer gay después”.

“Hay un lobby gay fortísimo dentro de la Iglesia”

El sacerdote y teólogo comprometido con la aceptación de la homosexualidad en la Iglesia asegura que “hay un lobby gay fortísimo dentro de la Iglesia, y que ha dominado el gallinero en los últimos años: el lobby de los gays auto-reprimidos”. Alison confirma que hay muchos gays dentro de la Iglesia pero que no pueden reconocerlo creándose “la doble moral”.

En la entrevista, Alison se sincera y explica que nadie que haya visitado el Vaticano duda de la existencia de una “fuerte presencia del sector gay”. Sigue señalando que “el mundo romano es un mundo donde la regla moral es evitar el escándalo, y por tanto, con tal de que no trascienda nadie se preocupa mucho por estas cuestiones. Y esto no supone sólo una doble moral, sino una manera de vivir ya muy anticuada”.

Para Alison, “gran parte del problema es que el mundo moderno y ese mundo anticuado no conviven juntos. Y mientras que en el mundo moderno la transparencia y la honestidad son cada vez más normales, el mundo anticuado es monosexual, masculino, y se sigue rigiendo por la regla básica de con tal de que no lo cuentes, da igual lo que hagas“.

Entre sus obras publicadas, “Una fe más allá del sentimiento”, su primer libro en castellano que trata sobre la cuestión gay.

Durante la entrevista, el sacerdote y teólogo quiere aclara que no hace “teología gay”: “siempre digo con mucha insistencia que yo no hago “teología gay”. Hago teología católica a partir de una perspectiva gay. Es muy importante hacer esta distinción, porque si no se convierte en una cuestión de gueto”.

Puedes leer la entrevista íntegramente en “Religión Digital. Información religiosa de españa y el mundo“.