Contra la homofobia en el deporte

22/08/14. Ningún deportista profesional español en activo ha salido del armario, y eso no es lo más grave, sino que ni siquiera muestran su rechazo firme a la homofobia, bifobia y transfobia, algo que sí se ha producido, por ejemplo, en la Bundesliga alemana.

balon gayAsí muestra su preocupación la Federación Estatal LGTB ante el hecho de que el mundo del deporte siga sin aceptar la diversidad sexual y de género, que continúa siendo un gran tabú. La Federación ha querido unirse a la campaña #LaLigaSinHomofobia iniciada en las redes sociales por Halegatos y Arcópoli, asociaciones de deportistas homosexuales, cuyo objetivo es concienciar a los futbolistas de la dura situación de l@s futbolistas no heterosexuales en las diferentes ligas de fútbol, aprovechando el cominzo de la Liga de Fútbol Profesional.

Ian Roberts, primer exjugador de rugby en salir del armario

Ian Roberts, primer exjugador de rugby en salir del armario

En España y a nivel profesional, solo el Athletic de Bilbao ha colaborado con una campaña contra la homofobia, bifobia y transfobia en el fútbol.

Desde la Federación Estatal LGTB, un año más, se solicita a la Real Federación Española de Fútbol y demás federaciones de otras disciplinas deportivas que “se comprometan a apoyar campañas proactivas para erradicar la discriminación por orientación sexual o identidad de género en el deporte“. Y se demanda al Consejo Superior de Deportes que promulgue una Carta contra la Discriminación LGTB en el deporte, como lo han hecho el Gobierno francés o el británico.

Según el responsable de Deportes de la Federación LGTB, Rubén López, “hay que romper el último gran tabú de la homosexualidad en España. Los futbolistas deben mostrar su apoyo a sus compañeros no heterosexuales. España no puede ser la excepción europea y la Liga de Fútbol Profesional y la Real Federación Española de Fútbol deben implicarse“.